El propósito del curso es que el profesor cree experiencias de aprendizaje centradas en sus estudiantes,  por medio  del diseño de un curso que emplee las diferentes dimensiones de aprendizaje según la taxonomía de “aprendizaje significativo” propuesta por Dee Fink,  estimulando la innovación permanente  de sus estrategias de enseñanza/aprendizaje,  con el fin de propiciar un entorno que propenda por un aprendizaje duradero.